domingo, 27 de febrero de 2011

Pensamientos de una mente que tiene que estudiar y no quiere


Mientras te preguntas porqué el tiempo y la semana se te pasaron tan rápido. Miras el celu y caes en que te faltan muy pocos días para rendir y vos ni empezaste a estudiar. Pensas "bueno, mañana me levanto y me pongo a estudiar todo el día". Pero te levantas tarde y te acordas que están dando Friends en Warner y que después empieza The Big Bang Theory. Ahí ya perdiste dos horas, después tenes que almorzar pero de seguro ya te enganchaste en la compu chequeando tus cuentas virtuales y te colgas leyendo blogs. Cuando te queres acordar son las cuatro de la tarde. Suspiras y te sentas con el librito feo de Radio, el resaltador fucsia, te pones los lentes, vas a donde habías dejado, resaltas el título, lees desconcertada el texto, nada te parece importante, llegas al otro título, lo resaltas, te miras las piernas, las uñas, te miras al espejo y pensas que necesitas un día de belleza; miras la hora, tu biblioteca, vas a ver qué hace tu hermano, volves a "estudiar", terminas acomodando los libros de pura obsesionada que sos. Se te ocurre ponerte a escribir. Acá estás. Escribiendo en vez de seguir leyendo el maldito libro de Radio. Odias Radio y todavía tenes que estudiar Lengua, también. Pero la materia no te motiva para nada. Rendís el martes, nena! Qué pensas hacer? Dale ponete a estudiar.

Pero es tan difícil. Cualquier cosa es más divertida cuando tenes que estudiar.

jueves, 24 de febrero de 2011

Explicaciones


No debería pero viendo que causó tanta controversia (¬¬), voy a explicar la entrada anterior. Empecemos con el título. Crush Crush, le puse así porque fue lo primero que se me vino a la mente, y los culpables son los chicos de 30 Seconds to Mars con esta canción:

En varias partes de la canción, Jared dice Crush Crush, debo haberla escuchado bastante para que se me pegara el sonidito. Pero a la vez me pareció oportuno, porque suena como un corazón roto.

Ahora pasamos al intercambio de roles, normalmente en estas situaciones son las mujeres las que se apegan, no estoy diciendo que sea siempre, sólo digo que la mayoría de las veces el papel que hace ella en mi historia lo hacen los hombres, y el papel que hace él lo hacen ellas.

Al principio quería hacerla bien zorra y fría, y así empezó pero después me puse en su lugar y yo no podría hacer eso sin sentirme mal. Se darán cuenta para qué lado jugaron muchos de ustedes después de leer la historia, varios de los primeros se pusieron en el lugar de él. Y porqué, desde mi punto de vista ella también tenía razón, ya le había aclarado cómo sería la cosa entre ellos. Entonces porqué ponerse del lado de él. Al din de cuentas con ese arreglo ganaban los dos.

Uno de los comentarios decía:

siempre sostuve que las cosas está buena aclararlas de antemano para evitar malos entendidos pero cuando todo parece que se nos escapa de las manos hay que saber retirarse a tiempo

Ese comentario simplifica bastante.

Otra cosa que me preguntaron era si era una historia real. Ahora les digo que NO no es real, pero mi inspiración sí lo fue. No tengo ganas de contarles toda la inspiración, basta con decir que un amigo me inspiro.

Otra cosa que quería aclarar, como les decía antes, quise que la mala fuera ella pero no me salió, hay mucho de mí en los dos personajes, por esa razón no puedo tomar parte por un solo bando. Por eso también el giro que toma la historia.

Otro comentario me decía que no le había gustado el final, que porqué ella se daba cuenta de que él era el amor de su vida tan tarde, que sí en serio lo era ella lo sentiría. A lo que yo le respondí en su blog, hay muchas personas que no saben lo que tienen/quieren hasta que lo pierden... ella es una de esas personas. Ella creía que lo tenía siempre que lo quería y no se preocupaba demasiado por el día en que dejara de ser así porque no creía que le iba a importar, pero creyó mal como ustedes pudieron ver.

Hubo otro comentario donde le agrego un final alternativo, donde ella volvía y era tarde, y él a la larga la superaría y encontraría alguien que sí lo quisiera. No pareció optimo continuar después de ese final, era el final perfecto que a mí se me ocurrió, y ella no va a volver, sería demasiado soñado que así lo hiciera, sería muy fácil que todo terminé bien, él la terminó y ella no lo va a iniciar nuevamente. Se entiende?

De todos modos no importa, yo lo entiendo y eso me basta.


domingo, 20 de febrero de 2011

Crush Crush


Mientras ella se vestía apurada sentada en el borde de la cama, él la miraba acostado con una expresión de satisfacción propia.
-No tenes porqué irte así, podes quedarte y desayunamos juntos.- propuso él.
Ella lo miró incrédulamente y dijo -No, sabes que tengo que irme antes de que sea demasiado tarde.-
-Tarde para qué?-
-Vos sabías muy bien cómo era ésto, te dije desde el primer día que sólo quería pasar el tiempo sin que se convirtiera en nada serio- dijo ella fríamente.
Él se levantó y la miró desilusionado -No es justo- soltó -Otra vez me usas como te parece y yo como un idiota te dejo hacerlo, ya no sé cuántas veces vas a seguir jugando conmigo de ésta forma- dijo levando el tono de voz.
Ella no se atrevió a mirarlo y le dijo -Ya lo sé, y siempre me hace sentir mal hacer ésto, pero yo te lo aclaré bastante bien desde el principio y a vos no te importaba, por eso lo hicimos, o no?-
-Sí, pero pensé que quizás cambiarías de opinión, pensé que algo había cambiado, que ahora sí querías estar conmigo.-
Ella lo miró apenada -Nunca entiendo qué es lo que te hace pensar eso. Si hubiese cambiado de opinión te lo hubiese dicho. Yo sé que siempre cuento con vos y que me entendes. Sabes lo mucho que te quiero.-
Él se sentía confundido, usado y rechazado. No pudo contener su indignación y le dijo: -Eso es lo que pensas? En serio pensas que te entiendo? Al parecer no. Si lo hiciera no estaríamos discutiendo sobre ésto ahora. Así que siempre estoy para vos? Por eso siempre que no funciona con los demás recurrís a mí? O eso es sólo cuando estás aburrida? Qué va a pasar el día que me canse de tus jueguitos? Ahí vas a cambiar de opinión y querer estar conmigo en serio? Qué pasa si algún día ya dejo de amarte? Porque es eso y lo sabes, por eso te aprovechas de mí como lo haces, porque sabes que te amo desde hace años. Pero ya me cansé de tus juegos, ya me cansé de que me uses cuando nadie más te quiere.-
Ella se sintió herida y casi al borde de las lagrimas le dijo: -Ya sé que me amas, lo sé muy bien. Y sabes que me odio por no poder corresponderte. Pero pensé que así funcionábamos bien. Pensé que para vos era suficiente, no pensé que te importara algo más que sexo, nunca hablas de otra cosa. Pero no puedo darte nada más.-
-Y para qué lo hacemos entonces? Yo quiero estar con vos, no quiero que lo nuestro sea de una noche cada tanto. Y si vos no queres yo no quiero seguir teniendo esperanzas de que algún día te des cuenta de que me amas como yo lo hago. Así que no me llames más. Ya no quiero saber más nada de vos. Ya te olvide una vez y aunque me cueste voy a hacerlo de nuevo.-
Ella no supo qué decir. Se le acercó, le besó la mejilla y se fue.
Mientras caminaba por la calle no pudo evitar sentirse la peor basura en la tierra. Sintiendo que había perdido algo demasiado importante que no creyó que le dolería tanto perder.
Sólo cuando llegó a la esquina se dio cuenta realmente lo que significaba esa pérdida

miércoles, 16 de febrero de 2011

Egocéntrica?


Una vez leí por ahí que las personas que hablan en tercera persona son sumamente egoístas y egocéntricas. En el momento no lo cuestioné porque no me interesó demasiado, pero ahora que lo pienso no me cierra. Se supone que las personas egoístas/egocéntricas son sólo Yo, Yo, Yo, Yo, mi, para mí, mío, y más yo. Cómo es posible que hablen en tercera persona si lo único que les interesa en serio es ellas mismas. O quizás tiene razón y hablan en tercera persona como para tratar de camuflar su egocentrismo (Who Knows). El punto es que yo no me considero una persona super egoísta y egocéntrica (soy egoísta como todo el mundo y egocéntrica ni) pero muchas veces cuando me dedico a escribir me resulta mucho más fácil escribir sobre mí misma en tercera persona, no sé porqué será, quizás porque me da una perspectiva un poco más objetiva, poder verme desde afuera, sin embargo no es de mucha ayuda ya que eso no cambia nada.
En fin vamos a improvisar algo ahora mismo.

A ella le gusta decir que le encanta leer y escribir. Sin embargo ya no lee como solía hacerlo, ahora los libros se acumulan en su biblioteca y ella se excusa diciendo que no tiene tiempo. Lo mismo pasa con la escritura, nunca escribió mucho pero ahora casi ni lo hace. Lo cierto es que cuando tiene tiempo libre lo termina malgastando en puras trivialidades mientras se sigue quejando de no contar con tiempo libre. No tiene bien en claro el porqué de su accionar, quizás busca escaparse de algo, quizás ya no encuentra la misma motivación que en un principio encontró. Pero ella es simplemente complicada y contradictoria, y sabe muy bien en el fondo que lo que en serio le gusta es leer y escribir. Aunque nunca termina de entenderse a quién trata de convencer repitiendo lo mismo una y otra vez.

sábado, 12 de febrero de 2011

Confesiones III


Me declaro...
Confieso sinceramente que soy una total y completa voyeurista. Pero... yo no soy todo el significado de la palabra.
Verán... según Wikipedia el voyeurismo es una conducta caracterizada por la contemplación de personas desnudas o realizando algún tipo de actividad sexual con el objetivo de excitarse. Pero el voyeurista sólo se dedica a mirar. El término viene de la palabra voyeur un derivado del verbo voir que significa ver/mirar, más el sufijo eur del francés. En síntesis significa mirón u observador.
Yo no soy tan depravada. Por lo tanto soy una mirona pero contemplo a los hombres vestidos y en situaciones normales (está de más decir que no los miro para calentarme sino que los miro porque están buenos).
Por lo tanto soy, como dice mi amiga Naty, una mirona.
Me encanta mirar a los chicos y me fascinan las miradas.

Cambiando de tema...
Hoy es el cumple de LovelyLove y le quiero desear un muy feliz cumple por acá!
Te adoro mujer!


miércoles, 9 de febrero de 2011

Cosas que pasan


Se acuerdan que la semana pasada publicaba ésta entrada (click en ésta para ver).
Bueno hoy les voy a contar que me despidieron.
Porqué?
Simple! En un call primero tenes la capacitación, donde te enseñan todo lo que es teoría y en el caso del que estaba durante la capacitación hubo 3 exámenes eliminatorios. El primero lo hacía la empresa, el segundo también para ver el nivel al que estábamos para el final, y el tercero es el final que nos tomaba Claro. Pase sin mucho esfuerzo esos tres exámenes. A mí la teoría se me da bastante bien a pesar de lo vaga que soy. Mi tema es la práctica, soy muy lela y por más que me sepa todo re bien la práctica siempre me c*ga. Después del final pasamos a otra instancia que fue la que empecé la semana pasada. Donde todavía no estábamos trabajando-trabajando pero empezamos a atender. Y ahí fue cuando quién les escribe falló.
Verán... el primer día como les conté fue horrible, era puros nervios, me mandé un moco atrás de otro, me sentía re perdida, etc. El segundo día fue mejor, ya estaba un poco más encaminada y hasta sentía que ese trabajo podía llegar a gustarme. El tercero fue normal pero odiaba lo que estaba haciendo. Y así sucesivamente. La semana pasada no aprobé porque para aprobar necesitaba un promedio de 85 y mi promedio fue de 60. Y esta semana tenía que aprobar sí o sí o me echaban. El lunes hice todo re bien, casi ni me equivoque. Ayer cometí puros desastres. Y dio la casualidad que el lunes que hice todo bien no nos monitorearon. Y ayer que me la re mandé sí.
Hoy empezamos a atender todo re bien, y al ratito viene el supervisor y nos llama a mí y a Sofi. Yo estaba atendiendo así que cuando terminé fui adelante, le estaba diciendo a Sofi que no había aprobado así que se podía ir y que llamara en una semana para consultar su liquidación. Y después seguí yo, en la llamada que me calificaron ayer me saqué un 25, y no había forma alguna de que llegará a aprobar con esa nota. Así que igual que a Sofi, me dijo que me podía ir y que llamara en una semana para consultar la liquidación.
Oficialmente soy una desempleada de nuevo.
No me quejo, como verán descubrí que ese trabajo explotaba al máximo mi bipolaridad y no es algo muy bueno que digamos. Soy de Géminis, soy una loca histérica, soy re bipolar y el trabajo hacía que fuera más bipolar todavía, no era algo muy saludable.
Pero a fin de cuentas, entré a trabajar más que nada porque quería un poco de plata.
Quizás algún día consiga un trabajo que me guste y no saque lo peor de mí.
Ojo, nunca trate mal a ningún cliente pero de todos modos los clientes me ponían los pelos de punta.

sábado, 5 de febrero de 2011

Cheer up


Tenía pensado subir una entrada contándoles sobre un experimento que leí, pero mientras revisaba un libro de Quiroga de una amiga me topé con éste fragmento que había señalado:

"Antes, no sé en qué remoto tiempo y distancia, yo estuve deprimido, tan pesado de ansia, que no alcanzaba a levantarme un milímetro del chato suelo. Hay gases que se arrastran así por la baja tierra sin lograr alzarse de ella, y rastrean asfixiados porque no pueden respirar ellos mismos.
Yo era uno de esos gases. Ahora puedo erguirme solo, sin ayuda de nadie, hasta las más altas nubes. Y si yo fuera hombre de extender las manos y bendecir, todas las cosas y el despertar de la vida proseguirían su rutina iluminada, pero impregnadas de mí: Tan fuerte es la expansión de la mente en un hombre de verdad!
Desde esta altura y esta perfección radial me acuerdo de mis miserias y colapsos que me mantenían a ras de tierra, como un gas. Cómo pudo esta firme carne mía y esta insolente plenitud de contemplar albergar tales incertidumbres, sordideces, manías y asfixias por falta de aire?
Miro alrededor, y estoy solo, seguro, musical y riente de mi armónico existir. La vida, pesadísima tractora y furgón al mismo tiempo, ofrece estos fenómenos, una locomotora se yergue de pronto sobre sus ruedas traseras y se halla a la luz del sol! De todos lados! Bien erguida y al sol!
Cuán poco se necesita a veces para decidir de un destino: a la altura henchida, tranquila y eficiente, o a ras del suelo como un gas!
Yo fui ese gas. Ahora soy lo que soy, y vuelvo a casa despacio y maravillado."

Más allá. Horacio Quiroga

Cuando lo leí me fascino la metáfora del gas, y no pude evitar pensar en vos Ro... porque por lo que contas en tu blog, últimamente te sentís como el gas, por el suelo. Pero lo que quiero recalcar del texto es que el tipo recuerda cómo es ser el gas y estar bien abajo, pero ahora ya pasó por todo eso, ahora lo ve desde otra perspectiva, lo ve desde arriba. Y así es como quiero que lo veas vos, quiero que por fin te puedas levantar y dejar atrás todo eso tan pesado que te tira abajo y ahí te mantiene. Es como vos decís, vos mereces tu felicidad, y no porque él te la haya arrebatado vos vas a dejar de buscarla. Es todo un proceso y espero que lo superes rápido y que hayas aprendido lo suficiente como para seguir adelante.

P/D: Para todos los que preguntaban, estoy trabajando en un call center, para Atención al Cliente de Claro

martes, 1 de febrero de 2011

Crónica de mi primer día de trabajo


Ya estaba llegando tarde , caminaba apresurada esquivando gente. La prisa, la humedad y las nubes que se disipaban jugaban en su contra. Comenzaba a sudar.
Llegó a su destino, subió las escaleras y se reunió con su grupo. Uno de los chicos hizo un comentario algo obsceno acerca de su forma de vestir y combinar colores. Aún con bromas, la tensión se percibía en el aire.
Empezaron a llamarlos uno por uno, los fueron ubicando y dando detalles y consejos.
"A la una empiezan a atender", cada rostro que observo estaba lleno de pánico. Seguramente el de ella también.
"Ya no hay vuelta atrás", pensó. Respiro profundo y apretó el botón.
Y así empezó su "primer día de trabajo", lleno de nervios, lentitud, terror, sintiéndose pérdida todo el tiempo y cometiendo errores a cada segundo que pasaba. Sentía como si no tuviera el control y con un poco de amabilidad se salvaba.
Agradeció que el tiempo se pasara rápidamente.
Y cuando menos lo esperaba se hizo la hora de salida.
La tortura había terminado, pero no para siempre.
Mañana sería otro día... más de lo mismo.
 

Blog Template by YummyLolly.com